lunes, 5 de diciembre de 2011

Cumple Kora.


Aunque suene un poco surrealista, sí, habeis leido bien, es el cumple de mi única sobrina que no es humana y lo hemos celebrado como si de una niña se tratara. La culpable de todo su mami (mi hermana) que tiene a su Bull Dog Francés como si fuera su hija de verdad. Con deciros que hasta la perra huele mejor que yo, jejeje, le pone colonia y le hace cada cosa que no era menos de esperar que tambien decidiera celebrar su primer añito.


Como a su papi, de mi "Kori", mi cuñao Jordi, no le gusta mucho el fondant pues pensé en no hacer tarta simplemente hacerle a su perrita y que la pudieran guardar de recuerdo, pero aunque esto fue lo que les hice al final, no era lo que de entrada tenia en mente. A Kora la queria hacer más grande y de RKT pero no pudo ser, no hubo tiempo y así quedó, algún dia se la haré, pendiente queda.


Aquí os dejo la invitación que nos dió a cada uno de la familia y es que por hacer las cosas bien no le faltaron ganas guau, guau...


Aquí los regalitos, uno se lo dió mi niño y otro mi niña, ¡¡claro!! los primitos iban super ilusionados jejeje.
Lo que hay envuelto es un marco de fotos que en un lateral trae arcilla para marcarle la huella, en realidad es para los bebés, mi amiga lo tiene con la manita y pie de su hijo. Y juntó más cositas como un chandal super chulo, un hueso grande para sus dientecillos...


Yo llevé estos cupcakes de coco para el café aunque mi hermana ya tenia preparada otra sorpresa y vaya si nos sorpendió, jajaja, Kora salía  a recibir a sus invitados tal y como la veis abajo y como no podia faltar, tambien soplamos la velita pinchada en su paté, jejeee.


La cara de mi pobre Kora lo dice todo, jajaja, estaba harta de tanta foto y tanta fiesta, a mi no me hagas esto más mami, Por faguauuuuuuu!!!!